domingo, 19 de febrero de 2012

Noches de carnaval, romances de ciego


En las noches de carnaval recordando el romancero con Nacho en el Bar El Cuervo del Barrio Húmedo.

Buen ambiente y mejor gente, siempre riendo.


Nacho, imitando a los ciegos medievales, nos deleitó recitando antíguos romances españoles.

Lo pasamos muy bien y terminamos a altas horas de la madrugada. Y con la reina Ginebra nos fuimos de escapada. Aullaban los lobos, los pájaros de rama en rama, tenía cerco la luna, y nos decian que nos amaban. Bailar y bailar, danzar y danzar, que la risa sale de la panza; así que ya sabeis lo que hay que tomar.